El Embajador de Francia en Guinea Ecuatorial habla sobre el Franco Cfa

Olivier Brochenin, Embajador de Francia en Guinea Ecuatorial detalla en una entrevista en exclusiva con AHORAEG algunos aspectos relacionados al Franco cfa y la Zona del Franco en África.

Sr. Embajador, el Consejo de Ministros francés aprobó el 20 de mayo un proyecto de ley que pone fin al franco CFA, ¿ puede hablarnos de la zona del Franco en África?

Como saben, la pertenencia a la zona franca es una decisión soberana de sus estados miembros. Si los Estados miembros -y les recuerdo que Francia no es miembro- deciden cambiar las reglas -como acaban de hacerlo los países de la UEMOA- el gobierno francés sólo puede tomar nota de aquello. De ahí el proyecto de ley que está citando, será discutido por la Asamblea Nacional Francesa. Los cambios deseados por los ocho países de África occidental el año pasado en relación con la gobernanza de la zona del franco de África occidental no afectan a la zona del franco de África central, de tal forma que por ejemplo, Guinea Ecuatorial es libre de elegir su propio camino y el futuro de la relación con el Banco de Francia.

La zona del franco, creada a finales del decenio de 1930, comprende 14 países del África occidental y central y las Comoras, vinculados por una política de cooperación monetaria. Su objetivo es asegurar la estabilidad financiera de sus miembros.

Está integrada por tres agrupaciones económicas regionales independientes, cada una de las cuales tiene un banco central: la Unión Monetaria del África Occidental (UMAO) con Benin, Burkina Faso, Costa de Marfil, Guinea-Bissau, Malí, Níger, Togo y Senegal; la Comunidad Económica y Monetaria de los Estados del África Central (CEMAC) con Camerún, Chad, la República Centroafricana, Congo, Gabón, Guinea Ecuatorial y las Comoras (franco comorano).

La zona del franco se basa en 4 principios, algunos de los cuales han evolucionado recientemente con respecto a la UMOA:

– Paridad fija con el euro: el tipo de cambio no ha variado desde 1994: 1 euro = 655,957 FCFA ;

– Convertibilidad ilimitada en euros por parte de Francia: como cualquier otra moneda, el franco CFA es libremente cambiable en cualquier momento por euro u otra moneda extranjera. Francia se ha comprometido a atender cualquier solicitud de conversión. Por ejemplo, si un Estado de la zona del franco no puede asegurar el pago en divisas de sus importaciones, Francia garantiza el pago de las sumas correspondientes en euros;

– la puesta en común de las reservas de divisas entre las distintas agrupaciones económicas regionales y las inversiones (hasta el 50% con el Banco de Francia, teniendo siempre el mismo valor en francos CFA);

– la libertad de las transacciones corrientes y los movimientos de capital dentro de cada región.

¿Cuáles son los beneficios de la zona franca para sus miembros?

– Estabilidad monetaria y financiera

La estabilidad del tipo de cambio contribuye a una inflación más baja que en el resto del África subsahariana, preservando así el poder adquisitivo de las poblaciones. La inflación ha sido inferior al 3% en los últimos años, mientras que el promedio en el África subsahariana es de alrededor del 9%.

– Atractivo económico

Gracias a la paridad fija con el euro, los inversores de la zona del euro o de otros países tienen un mayor incentivo para invertir en la zona ya que están protegidos contra el riesgo cambiario.

– Solidaridad e integración regional

Mediante la puesta en común de las reservas de divisas, la zona del franco promueve políticas económicas comunes dentro de cada región económica. Así pues, permite crear mercados más grandes y promover un mayor rigor presupuestario, en particular gracias a los criterios comunes que los países miembros se comprometen a respetar.

¿Quién decide la política que se lleva a cabo en la zona franca?

La soberanía monetaria es responsabilidad de los bancos centrales regionales africanos.

Los jefes de los Estados miembros de la zona del franco también pueden decidir cambiar el tipo de cambio con el euro, como se hizo una vez, de hecho, en 1994.

Esencialmente africano, el sistema preserva el equilibrio y la soberanía de sus Estados miembros. Francia no participa en la elaboración y aplicación de políticas comunes.

Francia no está representada en la UEMOA ni en la CEMAC, ni en las conferencias de Jefes de Estado y de Consejos y Comités Ministeriales, que son los principales órganos de decisión del gobierno de la zona del franco.

Los países africanos han decidido soberanamente crear o unirse a la zona del franco actual y permanecer en ella. Cada país es libre de abandonarla (Guinea Conakry, Mauritania, Madagascar), incluso temporalmente (Malí). Guinea Ecuatorial decidió unirse a ella después de su creación en 1985. La participación de los países miembros se basa en acuerdos bilaterales y, desde 1962, en acuerdos de cooperación con uniones monetarias regionales.

Por consiguiente, el futuro del FCFA del África Central depende de la voluntad de los países miembros de la CEMAC. Puede decidir, como la UEMOA, transformar el franco CFA en una nueva moneda, continuar con, o disolver la unión monetaria. La decisión no depende de Francia.

¿En qué consiste la reforma de las relaciones de cooperación monetaria entre la UEMOA y Francia a finales de 2019?

Forma parte del contexto de una futura moneda única, el Eco de la CEDEAO, que los países del África occidental desearon introducir en 2019 para aumentar su integración regional. Para prepararse para esto, las autoridades de la UEMOA quisieron revisar los términos de su cooperación monetaria con Francia.

Los principales cambios son los siguientes:

– el nombre de la moneda que se convertirá en el Eco;

– el fin de la centralización de las reservas de divisas en el Tesoro francés; el BCEAO invertirá sus activos en los activos de su elección, en función de la remuneración propuesta;

– la retirada de Francia de los organismos en los que estaba presente (consejo de administración, comité de política monetaria, comisión bancaria).

Por otra parte, se mantienen la paridad fija con el euro y la garantía de Francia, que funcionará según el mismo principio que en la actualidad: si el BCEAO se enfrenta a la falta de fondos para cubrir sus pasivos en divisas, podrá obtener de Francia los euros necesarios. En más de 60 años de existencia, esta situación ha surgido sólo una vez. En los últimos 25 años, nunca ha sucedido.

¿Se beneficia más Francia de la zona del franco que otros países?

Las reservas de divisas africanas depositadas en el Tesoro francés no son utilizadas por Francia para financiar el pago de su deuda externa. Y esta inversión no penaliza las economías de estos países, al contrario. Cada año, Francia paga varias decenas de millones de euros en intereses a los países africanos por esta inversión.

El peso de Francia en la inversión y el comercio es a menudo minoritario en la zona del franco. En la UEMOA, en 2016, Francia representaba el 14% de las importaciones y el 6% de las exportaciones; en la CEMAC, el 14% y el 3% respectivamente.

Al garantizar la convertibilidad ilimitada del franco CFA en euros (incluso en caso de depreciación del euro), Francia asume también una importante responsabilidad financiera.

¿Han perdido los países de la zona del franco el control de sus monedas?

El tipo de cambio fijo no se traduce en una pérdida de soberanía monetaria. 33 países del África subsahariana (y muchos otros del mundo) han elegido un régimen de tipo de cambio fijo o semirrígido, porque ofrece protección contra las conmociones económicas externas y las fluctuaciones internacionales. Por ejemplo, Lesoto, Namibia y Suazilandia han vinculado sus monedas al rand sudafricano (ZAR) como parte de la Zona Monetaria Común (CMA). Namibia y Djibouti han vinculado sus monedas al dólar.

¿El Franco CFA frena de alguna manera el desarrollo de África?

Las economías de los países de la zona del franco no son menos competitivas que las de otros países del África subsahariana, como lo demuestra la clasificación de 2016 a 2017 del Informe sobre la competitividad mundial del Foro Económico Mundial.

El franco CFA también protege a sus Estados miembros de las fluctuaciones internacionales y ayuda a evitar que una crisis política o económica se convierta en una crisis monetaria o financiera. Sus estados miembros experimentan una inflación moderada, que protege el poder adquisitivo de sus poblaciones.

Además, la moneda común, la puesta en común de las reservas de divisas, la creación de mercados de consumo más amplios y el atractivo para los inversores y donantes extranjeros son factores que promueven la integración y el crecimiento regionales.

Por último, la estabilidad monetaria que proporciona la zona del franco favorece la financiación externa, incluida la proporcionada por la Agence Française de Développement, destinada a fortalecer el desarrollo económico, social, humano y sostenible de los países miembros. Así pues, Francia contribuye a la financiación de las infraestructuras, los gastos vinculados al desarrollo urbano, la lucha contra el cambio climático, el agua y el saneamiento, la educación y la salud; los beneficiarios de estos proyectos son los pueblos de África.

Muchísimas gracias señor Embajador por esas aclaraciones.

Muchísimas gracias a ustedes!

Dernière modification : 29/05/2020

Haut de page